Obras destacadas

Mientras estudiaba arquitectura, Antoni Gaudí comenzó a colaborar como delineante con sus profesores realizando decenas de proyectos. El inicio de su carrera profesional coincide con la llegada de la luz eléctrica a Barcelona (la primera gran central data de 1883), y desde el principio el arquitecto destacó como diseñador de iluminado público y privado, encargándose del alumbrado de diferentes plazas: dos ejemplos de ese trabajo son las farolas de Pla de Palau y Plaza Real (1879). En esta primera etapa, Gaudí se consolida como arquitecto y decorador popular, realizando diferentes proyectos para cooperativas obreras así como salas de cine, bares y restaurantes, sin olvidar el diseño de mobiliario, lámparas y escaparates.

 

Farolas para la Plaza Real y Pla de Palau

El primer gran proyecto de Gaudí fue la Casa Vicens (1883-1888), claramente influenciada por la arquitectura oriental, que apasionó al arquitecto en una época en la que los salones árabes proliferaban en la ciudad. Con ella Gaudí supera la influencia de sus profesores, quienes comulgaban con el historicismo y el romanticismo.

1883, un año clave

Fue precisamente un profesor de Gaudí, Joan Martorell, quien en 1883 le presentó a Eusebi Güell, destacado personaje de la burguesía catalana que acabó siendo su principal mecenas. Gracias a Eusebi realizó obras que continuaban su etapa orientalista como El Capricho (1883-1885), y directamente para él acabó realizando algunas de sus obras más destacadas como la Finca Güell y el Palau Güell (entre 1883 y 1890) o posteriormente el Park Güell y la Cripta de la Colònia Güell (1900-1914).

Curiosamente, el mismo día que conoció a Eusebi, Joan Martorell le ofreció a Gaudí continuar con las obras de la Sagrada Familia, proyecto que hasta la fecha dirigía uno de sus profesores, Francisco del Villar. Sin duda, aquel día cambió la vida de Antoni Gaudí.

Palau Güell

La plenitud del artista

Así continuó la prolífica carrera de Gaudí, en la que trabajó principalmente para la burguesía catalana, la cual retornó de Cuba con mucho dinero después que España perdiera la isla en 1898. De este modo coincidieron en el tiempo una burguesía adinerada con ganas de demostrar su estatus y una de las primeras generaciones de arquitectos de la ciudad, dando lugar al nacimiento del modernismo catalán inspirado, entre otros, por el catolicismo y la naturaleza. De esta época inicial también es Casa Calvet (1898-1900), de estilo barroco y la más conservadora de las obras de Gaudí.

Luego vendría Casa Batlló (1904-1906), la única obra 100% modernista de Gaudí y uno de los máximos exponentes del movimiento a nivel mundial, obra inspirada en el mar Mediterráneo, realizada en la plenitud del artista y con total libertad creativa. En este caso, Gaudí reformó completamente el edificio que, curiosamente, también había proyectado otro de sus profesores, Emilio Sala. Este periodo de su carrera concluye con Casa Milà (1906-1910), concebida más como una casa moderna que modernista, con la cual Gaudí cerró una etapa y puso fin a su colaboración con la burguesía en medio de las controversias generadas por la obra.

 

Casa Batlló

Última etapa

A partir de 1912 y hasta su muerte en 1926, Gaudí abandonó toda ocupación para centrarse exclusivamente en la construcción de la Sagrada Familia, obra que en la que ya llevaba 30 años trabajando. Allí, en el templo, se instaló a vivir en su estudio, en uno de los barrios más humildes de la ciudad, sumergiéndose completamente en su trabajo y en una vida de asceta. Así, este hombre profundamente católico que empezó siendo el arquitecto del pueblo y que vivió su plenitud trabajando para la burguesía, acabó convirtiéndose en lo que algunos definen como “el arquitecto de Dios”.

Al seguir navegando el sitio web, aceptas el uso de cookies. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar